Esquina1 Esquina2

 

 
 La Revista 

 

D'Olancho
 La Primera y la Número Uno
         

CASA DE LA CULTURA DE JUTICALPA, PATRIMONIO NACIONAL.

Juticalpa, Olancho, Honduras

EDICION: ENERO 2013

E mail :

larevistadeolancho@yahoo.es

Facebook:

www.facebook.com/larevistad'olancho


      

"Bendiga Dios la pródiga tierra en que nací..."

(Froylán Turcios, poeta olanchano)

crea tu página web gratis

UN VIAJE POR EL TIEMPO

Por Heriberto Rodríguez

 

¡Pobre anciano!

Lo arrastró el río de la vida,

Encontró alegrías:

Unas abrigaron su frío,

Otras se desligaron fugaces.

Cultivó rosales:

Enredaron sus sueños,

Unas con flores,

Otras con espinas.

Sus días:

Unos lo coronaron de estrellas,

Otros marchitaron su lumbre,

Fueron días claros

Con ribetes de sombra.

Sus ilusiones:

Fueron quimeras

Unas abrevaron en el oasis,

Otras volaron por el desierto.

Sus esperanzas

Se las tragó el tiempo,

Llegó al puerto

Cansado

Con su mirada triste,

Sombría

Cabalgando nostalgias,

Recuerdos que hieren,

Recuerdos dorados.

Aclama el pasado

En el vacío de su silencio

El dolor asoma por los ojos

Y la amarga melancolía

Se hunde inclemente

En su ser deleznable.

El padre anciano tiene

En su mirar sombras,

En su cerebro abismos,

En sus pies plomo.

Las distancias

Contemplan su marcha,

Le huyen.

El horizonte se esfumó,

Allá lejos dejó el oriente

Con sus arreboles color de rosa,

Allí cerca tiene el ocaso

Le espera impaciente

En su trono,

En su dosel.

 

 

BUSCÁNDOTE

Por Odalis Urania López

 

Camino mas no sé para donde

Mis pasos me conducen a la nada

Por hermosos predios de la infancia

Me busco siempre sin hallarme.

Me reconozco en todos

Pero nunca me encuentro

¿Dónde estoy?

No voy conmigo

Sino muchas veces me escondo

En la piedra quemada por los siglos

En el árbol que muere

En la mano cruel que lo arranca

En el pequeño brote que renace

En el río que corre.

Como mi existencia pasa

Sin volver atrás nunca

Como simple pasajero transitorio

Soy uno más en este mundo.

Buscando ese vivir doblemente

Tratando de apartar penas

Transformando mis sueños

Y tú dime, ¿Estás conmigo

En este peregrinar de mi vida

O me sigues buscando tras la huella

De mi voz que angustiada te clama?

Cuando desfallezco y me hundo

Con el aire oxidado

De este ambiente nauseabundo

Multiplico en mi carne adolorida

Los jardines negros del engaño

Pretendiendo quizá ser más casta

No quizá ser más justa

Pero sigo como migrante buscándote.

 

 

 

DILETANTE

(Al Prof.Heriberto Rodríguez)

Por Chico Sosa "Olanchano”

 

Viajante estacionario

De la historia,

En las laderas y ciudades

Escudriña con pinceladas

Retazos de verdades.

Eres acuarela

De diálogos a colores,

Barlovento, cruzas

Fronteras de palabras

Letificas con tu pluma

El pensamiento trascendental

Descriptivo

De lo consciente,

Sol que nace de pronto,

Ventana cardinal abierta

Hacia un horizonte

Que espera versos,

Para despertar mañanas

Con base de paciencia,

Bruñidor de frases

Para iluminar senderos

De párrafos.

Moldeador perenne

De la imaginación

Engendrador

De belleza poética

Libre como el aleteo.

 

Sanemos nuestras  heridas,

Cambiemos el mundo, cambiemos nosotros.

 

NOCHES DE LUNA

PorCarlota Concepción Figueroa

 

Las noches iluminadas por la luna,

tienen un. . . . No sé qué

que nos invita a soñar

 y también a meditar.

Esas noches de luna,

traen paz al corazón

y es entonces que anhelamos

ser buenos y hacer el bien.

Es, en esas noches de luna,

donde el Espíritu se eleva,

y postrado de rodillas,

rinde tributo al Creador.

Es en esas noches tranquilas

en que los males se alejan

llenando el alma turbada

de inmensa paz y solaz.

Es en esas noches serenas,

llenas de luz y quietud,

donde el alma siente

que en verdad existe Dios.

En esas noches, que el hombre

es capaz de experimentar,

el inmenso amor de Dios,

 su bondad y su piedad.

En esas noches, todo es calma,

todo duerme. . .

duerme el león, duerme el cordero

duerme el verdugo, duerme su víctima

duermen las aves, duerme el planeta.

Esas noches me recuerdan

otras noches muy hermosas

cuando a la luz de la luna

en mi infancia, yo jugué.

Me parece ver el gran corredor

por los rayos de la luna iluminado

y a mis padres en gran conversación

mientras nosotros, dichosos reíamos.

La nostalgia invade mi ser

y quisiera volver a vivir

aquellos bellos días de mi infancia

en noches de luna, allá en mi lugar.



Enviar email

contador de visitas
Esquina3 Esquina4

pagina web gratis