Principado de Asturias Paraíso Natural    

Raitan-




Platos y productos típicos de la gastronomía Asturiana

gastronomía


Bodegón Productos asturianos



IMÁGENES DE LA VARIADA Y RICA GASTRONOMÍA DE ASTURIASRESTAURANTES EN ASTURIAS


En el restaurante Arbidel de Ribasella su joven chef-propietario, el asturiano Jaime Uz, realiza una sólida cocina, creativa y con raíces, que sencillamente me ha emocionado en los tres almuerzos que disfruté en su cálido y acogedor comedor durante el frío mes de febrero del 2014.
Escapada por el centro de Asturias, en busca de los mejores artesanales Callos del gochu astur y otras muchas cosas ricas, visitando los restaurantes Casa Telva en Valdesoto (Siero); el restaurante Bar Camacho en Anieves (Tudela Veguín); el restaurante Michem en Villabona; y en la bella, chacinera y condal villa de Noreña, los restaurantes Bar La PlazaCasa El Sastre y Letual.
Homenaje a Casa Consuelo, un restaurante y hotel singular donde se degusta desde 1935 la Mejor, Tradicional y Marinera cocina del occidente astur y que tiene un extraordinario Museo Vitivinícola con más de 20.000 botellas, a solo 5 km de la capital del concejo de Valdés, la inigualable Villa Blanca de Luarca, en plena Comarca Vaqueira, con imágenes singulares de sus epatantes alrededores turísticos como son la Playa de Otur, bandera azul 2012, la salvaje Playina de Sabugo, la Reserva Natural Playa de Barayo, que tiene en sus 700 metros de divina playa, las arenas más finas de todo el Atlántico europeo, que solo pisarlas es una experiencia casi celestial; el idílico rincón marinero de Puerto Vega, donde murió el insigne Jovellanos y el Monumento Natural de la Playa de Frexulfe o Frejulfe, en el concejo de Navia.
Resumen de las ideas renovadas para una larguísima Escapada turística a Gijón, con la actualización del buen hacer culinario de los siguientes restaurantes emblemáticos de la capital de la Costa Verde:  Taberna Pizcas de Sal – Sidrería Restaurante Ataulfo – Sidrería El Restallu – Parrilla El Sueve – Restaurante La Pondala – Restaurante V. Crespo – Restaurante Ciudadela – Restaurante Casa Zabala –Restaurante del Club Marítimo Astur – Sidreria Restaurante Llagar Casa Trabanco – Sidrería Llagar Merendero Casa Segundo.
Imágenes de las playas de Verdicio, de la playa nudista de Aguilera y de la maravilla medio-ambiental que es la playa de Xagó, la más occidental del Concejo de Gozón, cuya capital, les recuerdo, es Luanco y que son un complemento paisajístico perfecto de la excepcional excursión gastronómica a la tradicional Casa de Comidas "Belarmino", en Manzaneda, donde la genial y joven guisandera Ramona Menéndez Cuervo trata de recrear y actualizar la mejor coquinaria de sus ancestros, todo ello cerca del Paisaje Protegido Cabo de Peñas, que es el bellísimo, epatante y mítico acantilado más septentrional de Asturias.
Escapada a dos lugares mágicos del concejo de Cangas del Narcea: el Santuario-Hospedería de la Virgen, Nuestra Señora del Acebo y el idílico y sencillo, Hotel Restaurante Marroncín, en Las Mestas, donde se funden los impolutos ríos Cibea y Naviego y trabajan sin descanso dos héroes hosteleros, como son Charo y Fermín, sus propietarios, a los que rindo mi humilde homenaje ONG turístico virtual.
Fotos de los alrededores y platos del nuevo y coqueto restaurante Cam de Ribera, gerenciado por dos heroínas hosteleras, Macarena y Juani, que está situado en la plaza Altamira del bellísimo puerto y pueblo de San Esteban de Pravia, que actualmente es Conjunto Histórico Industrial de Asturias, colindante a la ría del angulero río Nalón – Reapertura del restaurante Puerto Norte en abril del 2014, gestionado ahora por el joven Zoilo, excelente cocinero de la tradicional casa de comidas "El Parador" en Muros de Nalón, donde celebró su primera comunión Pepe, hijo de uno de mis sobrinos y donde se come de maravilla
Fotos, imágenes y comentarios del restaurante Casa María. Homenaje a unas heroínas hosteleras que hacen una extraordinaria cocina casera a precios ajustadisímos en Raíces Nuevo (concejo de Castrillón), muy cerca de Avilés y de la playa de Salinas
Fotos, imágenes y comentarios del restaurante Los Nogales, situado en la parte alta de la parroquia rural de Santurio y a 5 km. de Gijón, con unas vistas maravillosas al campo del Real Club de Golf de Castiello
Fotos, imágenes y comentarios del sencillo restaurante Casa Nino, en la parroquia rural de Oles, cerca de Tuero, a 9 Km. de Villaviciosa, a 6 Km. de Tazones y a 20 Km. de Gijón, donde su joven guisandera-propietaria, Teresa, hace una cocina con gran sensibilidad que encantará a mis múltiples seguidores gourmet, que preparan sus excursiones gastronómicas con suficiente antelación, pues en Casa Nino hay que llamar tres días antes para asegurarse que puedan comprar y preparar los sabrosos platos que les comento a continuación
Fotos, imágenes y comentarios del restaurante El Llagarón, en Belmonte de Miranda, que es una sencilla Casa de Comidas, sin ninguna pretensión gourmet pero donde practican una sólida cocina con raíces y buenos productos de su zona, a solo 40’ del centro de Asturias y es la idílica antesala del Parque de Somiedo, junto al truchero e impoluto río Pigüeña y al histórico Camín de la Mesa
Fotos, Imágenes y Comentarios de la casa de comidas El Chato y su magia gastronómica tradicional, en Santa María de Piedramuelle, a 6 km. de Oviedo y a 2 del nuevo y espectacular Balneario, Las Caldas Villa Termal
Recetas tipicas de Asturias

Fabes Verdinas

Quesos de Asturias

Una Docena de Quesos Asturianos pa ProbarQuesos Asturianos                                                                   Quesos de Asturias                

El llagar las manzanas y la sidra en Asturias



FotoAlbumes Gastronomía en Asturias
La Gastronomía en AsturiasLa Gastronomía en Asturias IIGastronomía de Asturias Llamionades confitería  postres
La Gastronomía de Asturias la sidraGastronomía de Asturias los QuesosGastronomía de Asturias Pote, Fabada y Pote Asturiano
Gastronomía de Asturias Oricios Bigaros LlamparesGastronomía de Asturias las CigalasLa Gastronomía de Asturias Eventos en los pueblos de Asturias
Gastronomía de Asturias Pitu caleyaGastronomía de Asturias la sidraGastronomía de Asturias Quisquillas angulas percebes
................................................................................    .......   ...........     .............    ................Gastronomía de Asturias Vino  de la   tierra de CangasGastronomía de Asturias Andarica Llocántaru centollo Ñocla Santiaguín.......  ......     ......  ...........

ASTURIAS  LA RUTA DE SUS TESOROS(GASTRONÓMICOS)<---clic pa ver reportaje
f

 Gastronomía en Comarcas y Pueblos de Asturias

Gastronomía típica del Concejo de Gijón, Asturias

En la gastronomía local domina una primorosa cocina marinera, con fundamento en las excelencias de un espléndido mar Cantábrico. Su plato más representativo es lacaldereta de pescados (lubinas, salmonetes, sargos...) y mariscos (almejas, langostinos, centollo, cigalas...), exquisitez atribuida a Calixto Alvargonzález, un burgués ilustrado de las postrimerías del s. XIX. La carta de especialidades se abre a gran cantidad de propuestas: desde típicas y modestas sardinas a la plancha,parrochas o sardinas pequeñas, bocartes o anchoas, chicharrinos del cantil fritos..., pasando por los pescados a la sidra (pixín, chopa, merluza, rey...) o los asados (besugo, chopa...), los populares y dignificados oricios (erizos de mar), hasta llegar a la emblemática fabada, el pote asturiano, la menestra o los arroces... en representación de la cocina del interior.

Los golosos (llambiones) se encuentran aquí con un paraíso del dulce y la repostería sobrado de tentaciones: especialmente, la Charlota y la Gijonesa, tartas ambas de paternidad gijonesa; el arroz con leche; las tartas de manzana; los pasteles de almendra y avellana, o los frixuelos y les casadielles, los dos últimos postres con especial vinculación al multitudinario carnaval gijonés.

Gijón se apunta también a las celebraciones gastronómicas, destacando el Pote del Antroxu, en tiempo de carnavales, y el Menú de San Miguel, por el mes de septiembre. La Pedrera (lugar y parroquia), en tanto, exalta a las castañas a principios de la estación otoñal.



Gastronomía típica del Concejo deAvilés, Asturias

Gastronómicamente, Avilés está excelentemente surtida de restaurantes, donde descuellan estupendos guisos a base de todo tipo de pescados y mariscos; no hay que olvidar que el puerto pesquero de la ciudad es el primero de Asturias y uno de los más importantes de España en volumen de capturas. La merluza a la avilesinaes el aporte local a la excelente gastronomía marinera regional; «es una merluza entera o troceada (lomos y colas) que se cocina al horno y se sirve con mejillones en escabeche y nata salada (y esto es lo que le da originalidad en cuanto al sabor)» (Alberto del Río y Juan Carlos de la Madrid). En su momento gozó de alta estima la caldereta de Pachico, exquisito plato de pescados blandos, duros y mariscos en capas de arriba a abajo. Había nacido en el barrio portuario de San Juan de Nieva y posteriormente lo adoptó la ciudad. Otras especialidades gastronómicas suyas son los pimientos rellenos de manos de cerdo, y en repostería, el bollo de Pascuay las marañuelas de Avilés.

Pero es que aquí también se pueden degustar sublimes manjares característicos de la cocina regional: el pote asturiano y, sobre todo, la fabada.

La marca de calidad para los productos más típicamente avilesinos,  especialidades como el bollo de Pascua, el queso de La Peral o la marañuela de Avilés. El queso azul de La Peral, en el vecino concejo de Illas, «es un queso con un aroma y sabor muy característicos. Junto al Cabrales y el Gamonedo son los tres únicos de este tipo que se producen en España» (quesera de La Peral). En su elaboración «utiliza leche de vaca pasteurizada, que recoge entre los ganaderos de la comarca. Una vez cuajada, se escurre en moldes que oscilan entre uno y tres kilos de peso. Salado el queso y  deposita en la bodega, donde cura por un tiempo aproximado de 45 días. Todo el proceso es completamente artesanal...».  El bollo de Pascua genuinamente avilesino lleva, como ingredientes, «mantequilla o manteca de cerdo, huevos, azúcar y harina. También lo hay de mantecado de bizcocho, sin mantequilla, y de hojaldre y frutas, una variedad mucho más reciente. En cuanto a la peculiar marañuela avilesina, ésta es «muy distinta a la de Candás [concejo de Carreño]. Nuestra variedad se hace con pasta de bollería. 

Las jornadas y exposiciones gastronómicas son una buena excusa para darle gusto al paladar. Los principales acontecimientos de este tipo ya han sido citados: laMuestra del Queso y del Vino, en mayo y en el Pabellón de La Magdalena (barrio a 2 km del centro de Avilés); la Comida en la Calle, el lunes de Pascua; la Feria del Embutido, en octubre; el Amagüestu de Castañes y Sidra del Duernu, en noviembre y, por último, la gigantesca paella de arroz a la asturiana, a la que invitan los mirandinos el último viernes de julio, con motivo de la festividad de Santo Domingo de Guzmán, su patrono.


Gastronomía típica del Concejo deOviedo, Asturias


Además de en el corazón, Oviedo se puede llevar en el paladar. En los restaurantes y sidrerías de la capital del Principado se dan cita la mayoría de las cocinas asturianas, las especialidades de la costa y la montaña, las recetas de los municipios de la región, representados todos ellos en menús del día y extensas cartas a pie de calle. Un crisol de sabores siempre matizado por el buen hacer de los cocineros locales.

Prolifera en Oviedo la cocina tradicional, la nueva y la alta cocina, empleando en todos los casos los productos naturales de una tierra que parece inagotable en materias primas. 

Tapeo, cocina de guisanderas, platos típicos, renovadores, ambiente de sidrerías, vinacotecas y delicatessens, todo se auna en la capital para mayor gloria del buen comer asturiano.

Algunas fiestas de la ciudad incluyen festivales gastronómicos paralelos como el de la Ascensión o el Desarme, que se sitúan a la cabeza de otras numerosas jornadas donde la gastronomía es la protagonista indiscutible. Cada 19 de octubre es tradición en Oviedo la celebración de El Desarme. Una cita histórica para conmemorar el triunfo de las tropas isabelinas sobre las del general Sanz durante la guerra Carlista. Se supone que, como celebración de la victoria, a los soldados se les premió con una copiosa comida. Después de la “fartura” fueron desarmados mientras dormían la siesta. La analogía con los tiempos presentes es evidente. Para los actuales ovetenses, “desarmar” significa ponerse morados comiendo un menú llamado, a su vez, “desarme”. Desarmados después de la gran pitanza, como si se tratase de soldados, en Oviedo se duerme la siesta sin fuerza para nada más. La celebración se remonta un siglo atrás y tiene un menú específico, un tanto pesado y obligado para todos los restaurantes. Los comensales (que reservan mesa con bastante antelación) sólo quieren comer los tres platos establecidos para esta fecha: garbanzos con bacalao y espinacas, callos y arroz con leche. Casi nada.

Otro plato típico en Oviedo es la carne gobernada. Carne que puede ser de chamón, sazonada, con cebolla y vino, “gobernada” con mucho tiento para dejarla dorada y tierna, acompañada de patatas fritas y pimientos morrones. Esta receta tiene una tradición antigua: se vendía en el mercado ya guisada; las cocineras la preparaban en unos fogones a la vista de los paseantes. El plato forma parte de otra de las citas gastronómicas de Oviedo: las jornadas de La Ascensión, celebradas sin fecha fija en mayo o junio, 40 días después de la festividad de la Resurrección. Es un multitudinario punto de encuentro y de homenaje a los hombres del campo y a los productos de Asturias. Además de feria de artesanía y mercado tradicional, feria ganadera y festival folclórico, La Ascensión incluye un apartado gastronómico donde se da buena cuenta de la carne gobernada. Además se exalta la primavera y su dieta con menestra del tiempo y una tarta de queso con cerezas.

La pasión de los ovetenses por la comida también tiene su versión campestre en la festividad delMartes de Campo, hacia mediados de mayo (el primer martes de Pentecostés). El acto principal de este día es la multitudinaria, festiva y colorista gira en la que grupos de ovetenses y también foráneos dan buena cuenta del bollu preñau (bollo de pan de trigo en cuyo interior se coloca un chorizo asturiano; al cocerse juntos en el horno el chorizo se impregna del sabor a pan y viceversa) y del vino en el Campo de San Francisco y otros espacios verdes de la ciudad.

Oviedo es el lugar más idóneo para probar la excepcional calidad de los productos con denominación de origen en el Principado, como la carne roxa o los quesos artesanos de su geografía: Cabrales, Gamoneu, Afuera l Pitu, Ahumado de Pría, quesu de los Beyos, de Porrúa y un largo etcétera relativo a la gran mancha quesera que es Asturias. Otros productos de alta calidad resultan ser los pescados y mariscos que se subastan en las lonjas asturianas, así como las multicolores piezas de una huerta muy surtida.

El plato rey en Oviedo, como en el resto de Asturias, sigue siendo la fabada, con sus fabes de la granja y su compangu, compuesto por morcilla, lacón, tocino y chorizo.

Por supuesto que para regar tantas delicias, y para “bajar la comida”, la sidra sigue siendo la bebida número uno: tonificante, diurética y digestiva. Según una costumbre que viene de antiguo, los lagareros de Oviedo y de los concejos limítrofes solían celebrar espichas ocasionales en sus instalaciones para dar a conocer la producción de la temporada. Hoy muchos de estos llagares se han especializado en ofrecer espichas durante todo el año. En ellas degustamos sidra acompañada de empanadas, huevos duros, chorizos a la sidra, lacón cocido, embutidos, quesos y carnes a la parrilla. En los llagares está garantizado un entorno populoso y animado.

La sidra, que está por todas partes, es también una materia prima de primer orden para numerosas recetas ovetenses. Quizás la más famosa sea la merluza a la sidra.


Gastronomía típica del concejo de Carreño (capital Candás), Asturias

Además de las excelsas especialidades marineras que se ofrecen por estos lares: calderetas, platos de bonito (a la plancha, en rollo, al horno), parrillada de mariscos y pescados, lubina en salsa de oricios, «pixín» (rape) a la manzana, lomos de merluza con angulas en salsa marinera..., 
Carreño ofrece una amplia y variada gama de productos de calidad que hacen las delicias de los paladares más exigentes con sus excelentes calderetas de pescados y mariscos, fabada (fabes de Carreño)  el visitante debe degustar la fabada, paellas de todo tipo, carne «roxa» de vacuno, el arroz con leche y las berzas con fariñón, embutido autóctono del concejo, compuesto por harina de maíz, sangre y grasa y especias, fariñón (embutido autóctono que está elaborado a base de sangre, harina de maíz entre otras cosas. Añadido a la fabada, le da un sabor inconfundible, cocido a fuego lento junto con las berzas. aunque puede acompañar a otros platos) todo ello preparado con productos hortícolas de la rica huerta carreñina. 
El postre por excelencia son las marañuelas, 
(riquísimas pastas dulces grandes, duras y de muy buen sabor) pastas dulces originarias de la villa de Candás, que tradicionalmente se consumían en Pascua Florida, aunque hoy día se pueden encontrar todo el año. 
Entre todo lo que aquí podemos degustarpodemos recomendar lo siguiente:

Para picar

<!-Un buen centollo del cantábricoacompañado de unos culines de sidra.Unas sabrosas andaricas (nécoras)

<!-Una ración de quisquillas.Unas sardinasa la plancha.Chipirones y calamares de potera.

Para comer

<!-Una excelente fabada con fariñón. Unacaldereta de marisco. Una caldereta de pescado. Una parrillada de marisco.

    Unaparrillada de pescado.

Postre

Como postres es de obligación destacar: Elafamado arroz con leche. Las marañuelas.


Gastronomía típica del Concejo de Gozón (capital Luanco), Asturias


Su cocina típica trabaja fundamentalmente con materias primas locales: mariscos de la zona de Peñas (langosta, «ñocla» o buey de mar, «llocántaru» o bogavante, oricios, percebes...) , de calidad incontestable; espléndidos pescados (bonito, «pixín» o rape, congrio...), así como los ricos productos de la tierra y la ganadería. Muchos son los platos que han conseguido popularizarse más allá de las fronteras municipales: «parrochines frites» suculentas, las calderetas de marisco o de pescado, la novedosa receta de langosta con verdura, la tortilla de oricios, la merluza rellena, el pote de «berces con fariñona» (embutido de cerdo que lleva sangre, harina de maíz, huevo y especias)... Don son las especialidades reposteras gozoniegas: la «leche presa» y, sobre todo, las marañuelas, macizas galletas de horno, con forma de caracola o de lazo.


Gastronomía del concejo de Tapia de Casariego, Asturias 

La gastronomía en Tapia de Casariego es algo fundamental en nuestra cultura y, sobre todo, para aquel que se acerque a nuestra villa a saborear el verdadero aroma del mar Cantábrico.

La cocina de nuestro concejo es de esmerada calidad y tiene una gran variedad de productos tanto del mar como de la tierra, dos ingredientes de nuestra naturaleza, regada por el agua cristalina del mar Cantábrico e iluminada y fertilizada por el sol.

Nuestros pescados y mariscos de gran variedad, así como los productos de la huerta son de una innegable calidad, tanto en sabor, color, como en textura.

Pescados y mariscos finos como: bonito, besugo, lubina, merluza, rape, rodaballo, centollo, langosta, bogavante, percebe, oricios, etc.

Todo tipo de productos de la huerta y árboles frutales como manzanos, perales, cerezos, etc.

Algo de lo que no debemos olvidarnos es de la cantidad de castaños que rodean nuestro paisaje de los cuales su fruto nos acerca a la cocina todo tipo de elaboraciones en repostería, con la castaña como principal ingrediente protagonista.

Como final, en todos los platos que ofrece la hostelería, cabe destacar la promoción de productos autóctonos: fabes con almejas, ensalada templada de langostinos, revueltos de oricios con gambas, sin olvidarnos de nuestras carnes roxas.

Los postres de elaboración casera, como el arroz con leche, el requesón y los fereixolos por carnaval, son para el paladar de una inmejorable factura.

Gastronomía del concejo de Lena, Asturias

Obtenemos de estas tierras patatas, habas, arbeyos (destacan por su textura los de Chanos de Somerón), berzas, escanda...

Los ríos regalan pesca en abundancia sobre todo de la trucha.

Del cerdo obtenemos los embutidos, la mocilla, el chorizo, el jamón, así como las orejas,... 
La carne roja, derivada del vacuno, está bien valorada también en este concejo, originaria de las razas autóctonas: asturiana de los valles o casera. 
Ven en octubre a Las Ferias y prueba los callos. 
El cordiru, el primer domingo de junio, es una fiesta gastronómica en el Prado de Lagüezos, en plena Sierra de L´Aramu. 

La caza tamién juega un papel importante en la gastronomía; prueba la carne de corzo, xabalí, codornices, perdices,... 
Prueba el "pitu de caleya" y el "cabritu con patatines" o a la caldereta como parte de los sabores del concejo. 

Todos estos platos acompañados con pan de escanda, uno de los productos típicos no sólo en esta zona sino en toda Asturies. 
Y todo ello regado por la sidra. 

Como postre podemos escoger ente los suspiros de Payares, los frixuelos, el arroz con lleche, las casadielles, los borrachinos...

Gastronomía del concejo de El Franco, Asturias

La gastronomía de El Franco es muy variada. En la zona costera, destacan los platos con el pescado y el marisco como ingredientes principales: empanadas de pescado, fabas con almejas, calderetas,… Mientras que en el interior, destacan la elaboración de embutidos y la utilización de la carne de cerdo en platos como la tradicional fabada, los fabois con callos,…

Poseemos una gran variedad de cocidos con verduras de nuestras huertas como el caldo de rabizas y carnes y pescados a la parrilla. Y como no, nuestro "rapón de meiz". En cuanto a los postres, destacan el requesón, los fereixolos, el arroz con leche, los buñuelos y la torta de roxois entre otros.

Gastronomía del concejo de Villanueva de Oscos, Asturias

Se tiene por lugar de buena mesa y mantel, destacando la tortilla al ron, la miel del país, las «filloas» o frisuelos y el arroz con leche, además de los productos de la zona, sobre todo, la carne «roxa» de vaca y los derivados del cerdo (morcillas, chorizos, jamón, lacón, «botelo» o botillo, «roxoes» —grasa de cerdo frita, con cachelos— y «zorza» o picadillo), con los que se preparan platos habituales en estas tierras, como el lacón con grelos y, en época de matanza, la cabeza de cerdo con cachelos.

Gastronomía del concejo de Santa Eulalia de Oscos, Asturias

Los restaurantes suelen poner comida típica de Los Oscos como el caldo de nabizas, callos de ternera con garbanzos, el compango, la carne roxa y los productos del cerdo en general (roxoes, botelo, etc. La miel autóctona suele ser de brezo y acompaña a los postres, como el requesón, los frixuelos o filloas y el arroz con leche son los postres más frecuentes. 


Gastronomía del concejo de Illano, Asturias

Es lugar para el disfrute de la buena mesa. Tienen justa fama sus carnes de vacuno y de cerdo, los productos de su huerta y el caldo del país. Del cerdo se obtienen excelentes embutidos caseros (chorizo, morcilla con o sin sangre, jamón, lacón, lomo, «butelo» o botillo...) y las clásicas empanadas de carne fresca, coincidiendo con su matanza o «samartín». Pero hay m
uchos más regalos para el paladar: fabadas, potajes de berzas, lacón con grelos o con cachelos, asados de cabrito o de cordero, platos de carne y de volatería de corral... y, en dulcería, miel local, requesón, «filloas» o frisuelos, papas de arroz y de maíz, «venera» (tarta de almendra y huevo), «deventre» salado o dulce, mantecadas.

Gastronomía del concejo de Cangas del Narcea, Asturias

Gastronomía de Cangas del Narcea, Asturias

Especial importancia adquiere el vino cangués por ser ésta la única zona de Asturias donde se cultiva. Las variedades de uva autóctona son las de carrasquín, berdejo y albarín.

Se caracteriza el vino cangués por ser un vino joven, tinto, de baja graduación, ligero, con buen gusto y una cierta acidez. El vino de Cangas ha de degustarse en los tradicionales cachos, cuencos de madera que se cuecen en las tinas de madera en las que fermenta el mosto.

El potaje de berzas, pote o caldo, es el plato más típico, válido para todas las épocas del año. Se prepara con berzas, patatas, fabas y el indispensable compango a base de morcilla, chorizo, lacón y tocino.

La contrastada calidad de la cabaña ganadera, merced a los ricos pastos de este suelo, hacen que la carne roxa posea un sabor inigualable. La riqueza cinegética del concejo tiene variada representación en la mesa, sobre todo el jabalí con patatinas, receta típica canguesa. También el corzo o la perdiz. De contrastada calidad resultan los embutidos artesanales de la zona: las andochas, los choscos y los butiel.los. En el antroiru (carnaval) es tradicional la caramiel.la (cabeza del cerdo).

Queso de Xinistosu
Este queso se elabora en la aldea de montaña que le da nombre. Es de grato sabor y posee un característico aspecto por el dibujo que deja el molde de esparto en su corteza.

Postres
Los frixuelos cangueses se preparan de manera peculiar, distinta al resto de la región; aquí la pasta se fríe en abundante aceite, lo que le da un peculiar aspecto en forma de espiral.

No hay tampoco que dejar de degustar el arroz con leche y el requesón con miel.

Gastronomía del concejo  de Degaña, Asturias

Se degustan sustanciosos potes de berzas, lacón con grelos o con cachelos, apetitosos platos de caza, rojas carnes de vacuno, sabrosos embutidos (botillos, chosco, chorizos), jamones y cecina, frisuelos y natillas, estimulantes orujos...

Degaña, tierra de relieve accidentado, de altas sierras y verdes valles. Regalo de naturaleza en versión de mesa y mantel:

Corralín,
cuenca de oro;
tiras una piedra
y es un tesoro.

Gastronomía del concejo de Coaña, Asturias

Son muy diversos los platos que podemos degustar en Coaña, ya que goza el municipio de mar y montaña. En la zona costera destacan los pescados (sargos, merluzas, lubinas,..) y mariscos procedentes del agitado Mar Cantábrico y, en la zona de interior carnes como la ternera asturiana, caza, pollo de aldea o "pitu de caleya" (en asturiano).

La combinación de estos productos puede ser perfecta, podremos degustar ambos en un único plato: fabas con almejas, empanada de berberechos, fabas con jabalí, merluza con patatinas...

A la hora del postre, el arroz con leche, la venera, los frixuelos, el requesón o el típico queso de Abredo con dulce de manzana, pondrán el broche de oro a una excepcional comida en Coaña.

El queso de Abredo se elabora en la quesería artesanal del pueblo de Abredo, el cuál goza de gran prestigio en todo el occidente. Está elaborado 100% con leche de vaca y ha sido galardonado con varios premios.

Gastronomía del concejo de Castropol, Asturias

Gastronomía de Castropol, Asturias

En Castropol confluyen dos factores geográficos -mar y montaña- que propician una gastronomía muy rica y variada.
Por un lado está la cocina de mar. La presencia de la ría del Eo garantiza la calidad de ostras, almejas, navajas y otro buen número de moluscos y crustáceos, debido a que es el lugar idóneo para el desarrollo de cultivos marinos, como así lo demuestra la acuicultura de ostras existente en la Ensenada de la Linera.

Pescados de roca, de bajura y de altura, todos frescos y de calidad. Se pueden degustar platos como: almejas a la marinera, lubina al horno, lubina a la plancha, sargo a la espalda, cazuelas de merluza, rape a la gallega, etc.

La montaña ofrece una gastronomía de embutidos, carnes, productos porcinos, y una huerta espléndida: patatas, tomates, lechugas, fréjoles, repollos, pimientos, coliflores, etc. Entre otras especies, logran brindar sabores difícilmente superables.

La simbiosis de mar y montaña nos ofrece distintos sabores en un solo plato: fabas con almejas, paellas de marisco, patatas con cabeza de merluza, empanadas de agüillolos, empanadas de almejas, empanadas de arenques, ...
Todos ellos muestra del hermanamiento entre huerta y mar.

Como postres: arroz con leche, cereixolos (típicos en carnaval), requesón, flan, ... todo un abanico de placeres para el paladar.

Gastronomía del concejo de Pesoz, Asturias

La gastronomía del Concejo comparte la tónica culinaria del occidente asturiano.

Son especialmente valorados sus dulces, como las mantecadas y las maravillas. Destacan los productos de la huerta, los caldos, los potes con compango y las carnes de vacuno, de cerdo y de cordero.

Otro producto típico de la zona es la miel, que se produce en "trobos" o colmenas, colocados dentro de los "cortines", (cercados de piedra en cuya parte superior se coloca un alero para evitar que los osos y otros animales puedan subir a comerse la miel).

Gastronomía del concejo de Villayón, Asturias

Si algo caracteriza a la gastronomía de Villayón en nuestros días, es por encima de todo la gran calidad de la carne, con denominación de origen "Ternera Asturiana". 


La gastronomía que se puede degustar es muy variada:

Guisos de jabalí
Corzo o perdiz
Potes de fabada y potaxe de berzas
Repollo relleno
Arroces con pitu de caleya
Productos de la matanza del cerdo: embutidos, salazones, choscos, botillos, picadillo
Empanadas y rapones
Postres: arroz con leche, frisuelos, relleno (típico de carnaval), requesón con miel, rebanadas.

Gastronomía del concejo de Boal, Asturias

Su riqueza y variedad culinaria queda fuera de toda duda. Su carta da cabida a estupendas propuestas: carnes de cordero, de cabrito, de cerdo, de caza; embutidos; platos tradicionales como el lacón con «cimois» (grelos) y cachelos, el caldo de «cimois» y el de «rabizas» (nabizas), la «rapa» de maíz (especie de empanada de maíz con tocino), la «caramietsa» o cabeza de cerdo... De postre: «cereixolos» o frisuelos; «venera» o tarta de almendra, de avellana o de nuez; requesón; cocadas; suspiros, e indudablemente, su extraordinaria miel, sóla o con requesón.

Gastronomía del concejo de San Martín de Oscos, Asturias
San Martín de Oscos define una cocina muy análoga a las de Santa Eulalia o Villanueva. Los potes y fabadas, el caldo, el lacón con grelos, los garbanzos con callos, los roxoes, la zorza con patatas fritas y huevos fritos , las migas o formigos, las filloas y el queso se repiten indefectiblemente en todo el municipio. Y con todos estos platos, el arroz con leche y, por supuesto, todos los derivados del cerdo, destacando por su calidad los embutidos y salazones.

Gastronomía del concejo de Grandas de Salime, Asturias

Es evidente el protagonismo del cerdo en la cocina de esta tierra, que merece el mejor de los calificativos. Entre los embutidos, sobresale el «butelo» o botillo. Como platos elaborados, ofrece cabeza de cerdo («cachola») con cachelos (trozos de patata cocida), manos de cerdo con fabes (habas), pote de berzas o de nabizas, chuletones de buey... Los postres rayan a gran altura: las mantecadas, la miel de brezo, los roscones, la torta de «roxois» y el queso de Oscos, de fabricación industrial y muy parecido a los tetilla gallegos. Los aguardientes, de producción casera, confirman la fama de la que vienen precedidos.

Gastronomía del concejo de Valdés, Asturias

Gastronomía de Valdés, Asturias

Dos factores prestigian la cocina de Valdés: la calidad de las materias primas y la gran pericia en la elaboración de los productos que los establecimientos hosteleros ponen de manifiesto.

En estas tierras se rinde culto al buen comer. Pescados y mariscos del Cantábrico —como productos de la mar— constituyen lo más renombrado de una amplia oferta. Entre los primeros son de sabor exquisito los de roca: botonas, sargos y salmonetes, que, guisados con patatas, componen la singular calderada. Merluza, congrio, pixín (rape), bonito, y las más humildes, pero no menos deliciosas, sardinas, así como parrochas y bocartes, satisfacen los más exigentes paladares; sin olvidar los calamares de Luarca, fritos o en su tinta. Aunque no de pesca en la mar, hay que mencionar, en el apartado de los pescados, los salmones del río Esva.

Centollos, langostas, lubricantes, andariques (nécoras), percebes y oricios, en temporada, son otros manjares a degustar, cocidos en agua de mar o en caldereta, los primeros.

No van a la zaga de los productos marinos los de tierra: verduras de huerta, carne de la montaña valdesana; elaborados de la matanza del cerdo, que en muchos pueblos aún se sigue realizando a la manera tradicional, pitos (pollos) de aldea, así como embutidos artesanales —de Turuelles, Canero y Muñás—, amplían una notable carta gastronómica.

Las setas son otro producto muy abundante y apreciado en el concejo valdesano.

Finalmente, en el capítulo de postres, el arroz con leche, los frixuelos, en Carnaval, tartas, pasteles —de reconocida fama y prestigio los de la villa—, natas y requesón vaqueiro conforman igualmente un amplio abanico que complementa una de las gastronomías más singulares de la región asturiana.

Gastronomía del concejo de Sobrescobio, Asturias

La riqueza natural del concejo de Sobrescobio se refleja en sus mesas, gozando de una rica y variada gastronomía en la que están presentes los productos de la huerta, de la caza, de la pesca y sus excelentes carnes. Destacan de éste modo sus potes de berzas, sus patatas con jabalí, los arbejos o guisantes, los frejoles o judías verdes, el jabalí y el venado, la fabada, las fabas con jabalí o las truchas, pues cuenta el concejo con excelentes cotos trucheros, lo que permite al aficionado a la pesca disfrutar de una magnifica jornada deportiva y, al final de ella, disfrutar en su mesa de tan preciado manjar. 

También están presentes los productos de la matanza del cerdo (samartín), que se consumen en fresco como el adobu, el hígado, el picadillo de chorizo y como no, los embutidos preparados y secados al humo, sin olvidar los callos, que se han convertido en uno de los productos más solicitados para sobrellevar los rigores del invierno; y como no, las excelentes carnes de ternera, los guisos de cordero y cabrito, convirtiéndose en un verdadero manjar platos como el cabritu con patatines o el afamado corderu a la estaca, que se sigue preparando de forma tradicional, adobándolo el día antes, cortándolo en trozos (a diferencia de otras zonas de Asturias donde se hace en medios ), y poniéndolo a la estaca para que se haga con ascuas de buena madera de roble y haya, que da calor pero no humo al tiempo que le carne toma un sabor característico. Posteriormente, se le añade el aliño (cada establecimiento guarda celosamente su receta) para que no se seque, hasta que pasadas cuatro o cinco horas está en su punto justo para cortar y comer. 

El segundo fin de semana de octubre se celebran en Sobrescobio una Jornadas Gastronómicas que tienen como plato fuerte al Pitu de Caleya, pollo criado en libertad y alimentado a base de maíz. 

Y que decir de nuestros, el arroz con leche, los borrachinos, les casadielles de nuez o avellana, los fayuelos, o los deliciosos canutillos, hechos de pasta frita y rellenos de crema pastelera; las tartas de queso, de almendra, de avellanas y nueces; los bizcochos y galletas, elaborados artesanalmente en algunas panaderías; los licores y aguardientes, la miel, y el quesu casín, reflejo de la gran tradición ganadera del concejo.

Gastronomía de Valgrande Pajares, (concejo de Piloña), Asturias

El cordero a la estaca es el principal exponente de la cocina lenense. También se prepara asado al horno, lo mismo que el cabrito. También tienen una fama merecida los conejos, el jabalí o el corzo, los callos, los arbeyos de Chanos de Somerón preparados con jamón, potes de berza y menestras. A los postres nada mejor que el arroz con leche, los borrachines, los suspiros de Pajares y los flanes con nata

Gastronomía del concejo de Salas, Asturias

En un concejo de mediana extensión como éste, existe una amplia variedad de productos que pueden satisfacer los paladares más exigentes. Las vegas aportan sabrosas hortalizas y verduras así como «fabas» tan exquisitas como las de Laneo, además de salmones, truchas y reos. Las zonas de media y alta montaña elaboran sabrosos embutidos y salazones. En todo el concejo se
 produce el queso de «afuega'l pitu». Serían un ejemplo, entre los platos típicos del concejo, el pote de berzas, la fabada, la menestra, acompañados de la típica carne asada de Salas y los sabrosos bollos preñaos y empanadas. Los postres típicos son las bollinas, el arroz con leche y sobre todo los carajitos, sabrosísimo dulce de avellana que se ha convertido en el emblema gastronómico del concejo.

Gastronomía del concejo de Teverga, Asturias

 El buen comer tiene un papel fundamental a la hora de conocer y disfrutar los Valles del Oso. De su gastronomía, basada en la sabia combinación de productos locales según recetas tradicionales, resultan platos como el ancestral pote de castañas, antecesor del pote asturiano anterior a la llegada de la patata de América, el pote tevergano y el pote de nabos, sin olvidar los de caza, con jabalí o venado principalmente, el cordero y el cabrito, tanto asados como en caldereta, y los embutidos, estos últimos de cerdo o de caza. La faba, ingrediente fundamental en la cocina asturiana, se puede degustar en sus restaurantes preparada de diferentes formas, desde la típica fabada, a fabes con jabalí, con liebre, con calamares, etc.

Mención especial merecen algunos productos singulares como el pan de escanda, antiguo cereal de montaña que aún hoy se cultiva en la comarca; el queso de fuente y el de bota, cuya complicada elaboración artesanal y escasa producción ha convertido en pequeños tesoros que el amante del buen yantar sabrá apreciar.

Los postres locales, desde los tradicionales arroz con leche y casadiellas hasta la variada repostería elaborada con nueces, castañas y avellanas (en forma de tartas, acompañadas de nata o en «mousse») constituyen un dulce punto final para todo el que se acerca a disfrutar de la buena mesa en los Valles del Oso.
En la cocina artesana de Teverga es plato destacado el contundente pote de berzas, un exquisito cocido de «fabes» (habas), patatas, berzas y el imprescindible «compango» del «samartín»: chorizo, morcilla, tocino y lacón. El visitante tiene, asimismo, una cita casi obligada con los asados de cordero y cabrito; los callos; los guisos de jabalí, corzo y venado, en temporada de caza; las truchas; las setas, y, a los postres, con el queso de Masera, el delicioso arroz con leche, los flanes, las tartas de manzana, nuez o avellana y los borrachines. El queso de Masera, parecido al queso de Urbiés de Mieres, recibe el nombre del recipiente donde se cuaja; es de sabor fuerte y picante y se degusta untado en pan. Por su parte, los borrachines se hacen con pan duro molido, cocido con vino blanco, azúcar y poca agua; luego se rebozan y se sirven cubiertos con su propio caldo. Durante las otoñales Jornadas Gastronómicas de Teverga de mediados de noviembre, plenamente consolidadas después de una docena de ediciones exitosas, los restaurantes dan lo mejor de sí, que es mucho, para ofrecer a los numerosos comensales un glorioso menú compuesto por picadillo, callos, pote tevergano, arroz con leche y borrachines.

Gastronomía del concejo de Quirós, Asturias

El buen comer tiene un papel fundamental a la hora de conocer y disfrutar los Valles del Oso. 

De su gastronomía, basada en la sabia combinación de productos locales según recetas tradicionales, resultan platos
como el ancestral pote de castañas, antecesor del pote asturiano anterior a la llegada de la patata de América, el pote tevergano y el pote de nabos, sin olvidar los de caza, con jabalí o venado principalmente, el cordero y el cabrito, tanto asados como en caldereta, y los embutidos, estos últimos de cerdo o de caza. La faba, ingrediente fundamental en la cocina asturiana, se puede degustar en sus restaurantes preparada de diferentes formas, desde la típica fabada, a fabes con jabalí, con liebre, con calamares, etc.

Mención especial merecen algunos productos singulares como el pan de escanda, antiguo cereal de montaña que aún hoy se cultiva en la comarca; el queso de fuente y el de bota, cuya complicada elaboración artesanal y escasa producción ha convertido en pequeños tesoros que el amante del buen yantar sabrá apreciar.

Los postres locales, desde los tradicionales arroz con leche y casadiellas hasta la variada repostería elaborada con nueces, castañas y avellanas (en forma de tartas, acompañadas de nata o en «mousse») constituyen un dulce punto final para todo el que se acerca a disfrutar de la buena mesa en los Valles del Oso.

A lo largo del año se celebran importantes fiestas gastronómicas: las del quesu de fuente y pote de nabos en Proaza; del picadillo, callos y el pote de berzas en Teverga, y la quirosana Fiesta del Cordero, que despierta enorme expectación en toda Asturias.

La gastronomía quirosana tiene en el concejo un destacado protagonismo. Entre sus productos merecen ser señalados el pan de escanda y el queso de bota, celebrándose un certamen anual de ambos productos en la primera quincena de junio, en el pueblo de Bermiego, siendo, junto con los de Fresnedo y Cortes, los más afamados en cuanto a su elaboración. Como platos más elaborados se encuentran el singular pote de castañas, de ancestral receta; sus calderetas de cordero o de jabalí, sin olvidarse de la sopa de pan de escanda, el pote de berzas o el famoso cordero a la estaca y a la caldereta. El tradicional arroz con leche y las no menos tradicionales casadiellas, junto con la garrucha y la tarta de avellana, son una excelente representación de los postres quirosanos.

Gastronomía del concejo de Proaza, Asturias

A lo largo del año se celebran importantes fiestas gastronómicas: las del quesu de fuente y pote de nabos en Proaza; del picadillo, callos y el pote de berzas en Teverga, y la quirosana Fiesta del Cordero, que despierta enorme expectación en toda Asturias.


La excelente cocina de Proaza tiene su plato estrella en el pote de nabos, que se exalta en un Festival Gastronómico, a finales de enero y en fin de semana, organizado por la Agrupación Cultural Peñas Juntas. El menú de tan pantagruélicas jornadas se puede degustar en todos los establecimientos hosteleros de la capital del concejo y lo compone ese sublime pote, que lleva nabos con «compango» (acompañamiento) a base de morcilla, chorizo, costillas y «calamona» o cabeza de cerdo desalada. A los postres se ofrecen casadiellas de nuez y el tradicional queso de fuente, típico del concejo, a cuya fama, así como a la del festival, contribuye decisivamente. Lo elaboran los artesanos queseros con leche de vaca, que se cuaja y se amasa, dos o tres veces por semana, durante unos cuatro meses, en una fuente de madera untada con manteca, agregándose unas gotas de güisqui o coñac que le dan su peculiar sabor. El cremoso queso se sirve fresco, para untar, en tarras de barro por lo general. En la repostería de Proaza rayan también a gran altura el arroz con leche y los bollos de Pascua, hechos a base de harina, huevos, manteca y azúcar.

Gastronomía del concejo de Belmonte de Miranda, Asturias

Gastronomía de Belmonte de Miranda, Asturias
Un plato propio de esta tierra es el «sollombo a la manteiga» (chuleta de cerdo, deshuesada y adobada con pimienta, sal y ajo). Pero sobran las propuestas para el buen comer: «cabritu» al horno, fabada, pote de berzas, «arveyos» (guisantes) con jamón, carne roxa; y en postres, arroz con leche, «frixuelos» (especie de crepes: llevan huevos, leche, corteza de limón rallada, anís, todo ello revuelto; luego, se añade un poco de harina para espesar un poco y a continuación se fríe, añadiéndoles posteriormente azúcar; a veces se les rellenan, por ejemplo, con mermelada), «queixadiellas» (empanadillas con nuez y avellana), o el queso «afuega l pitu» en su variedad blanca..

Gastronomía del concejo de Tineo, Asturias 

En las buenas mesas tinetenses son frecuentes los potajes, guisos campesinos que dieron al concejo prestigio más allá de nuestras fronteras. El mas conocido es el de “berzas”, sin que por ello sean despreciables los de “caxinas”, “nabos” , “calabazón”y “nabizas”, acompañados siempre del tradicional “compango” de chorizos, morcillas, lacón, tocino e incluso rabo y ore
ja de cerdo. 
La buena calidad de nuestras reses da como resultado excelentes asados, pero la fama le viene por el gran aprovechamiento del cerdo. Destacan aquí el jamón de Tineo y los embutidos: chorizos, androya y sobre todo el chosco. Todos ellos elaborados con materias primas de gran calidad y por procedimientos artesanos y tradicionales. 
También tenemos los lacones y jamones cocidos y la tradicional “caramietsa” (cabeza de cerdo) típica del carnaval. Tampoco se deben olvidar, como complemento gastronómico, las excelentes truchas de nuestros ríos. 

El broche de oro de esta buena mesa tinetense son los postres propios del lugar, tales como las “natas vaqueiras”, “bizcocho borracho” de avellana, los “frixuelos” y las “fiyuelas”, y como no el “arroz con leche” y la “tseite tiesta” (cuajada natural). 
En definitiva, cocina recia, honrada y sabrosa que se nutre de sus propias y excelentes materias primas y de la que son buena muestra los diferentes certámenes gastronómicos que a lo largo del año se celebran.

Gastronomía del concejo de Somiedo, Asturias

El concejo de Somiedo se ha hecho con un patrimonio gastronómico envidiable, por la convergencia de distintos factores: las condiciones naturales, la confluencia de culturas, el contacto con la montaña leonesa, etc.


Las materias primas de la cocina somedana tradicional procedían, fundamentalmente, de la huerta y, en mayor medida, del cerdo o gocho (cuya matanza, el samartino, continúa manteniendo su ritual).

El contundente pote de berzas cocidas con patatas (patacas) y el no menos fuerte pote de nabizas, ambos con acompañamiento del compango (chorizo, morcilla, tocino...), son dos de los platos estrella.

Los embutidos, por su parte, garantizan una variedad y calidad admirables.

Dentro de capítulo de carnes, asombra la extraordinaria carne roxa, criada en los puertos, fundamento de sublimes recetas. Una aportación sobresaliente a la riqueza gastronómica somedana es el frite, fritada o caldereta de cordero o cabrito; «se cuece la carne con agua, aceite, ajo, perejil, cebolla, pimentón, y vino blanco para freírla a continuación». Las piezas cobradas en temporada de caza, concretamente rebeco, corzo y jabalí, tienen, también, gran aceptación entre los amantes de la buena mesa; se preparan bien cocidos con patatas, mientras el jabalí, además, es preparado en El Valle de forma parecida al frite.

No les van a la zaga en exquisitez las riquísimas truchas de sus ríos, fritas bien solas o con tocino (toucín), cuya comercialización está actualmente prohibida.

Pero las buenas propuestas se suceden: panes de escanda y trigo, empanadas con rellenos varios, chanfainas, miel y polen del lugar, castañas asadas o cocidas con leche o vino, quesos...

Los maravillosos postres de estas tierras son la mejor guinda a toda buena comida: el popular arroz con leche, requemado con un gancho calentado al fuego; el dulce de leche, crema hecha con leche cocida y azúcar; las galletas de la nata de la leche, fritas en aceite o cocidas en el horno, que llevan nata bien batida, azúcar y harina; la tortilla de leche; el requeisón (requesón) o cuachada (cuajada); los freisuelos, tortas dulces y finas, propias del antroido o carnaval, elaboradas con harina de trigo, leche y huevos, que llevan por encima un ligero baño de azúcar y se presentan a los comensales ya listas para enrollar, ya enrolladas en espiral; los florones, una variedad de los freisuelos; las queisadietchas o bollinas, pastas típicas de Nochebuena hechas a base de harina de trigo, agua y mantequilla, que llevan relleno de nueces o avellanas, y azúcar, friéndose todo ello seguidamente; los mazapanes o bizcochos; o los borrachinos, preparados con migas de pan y huevo batido, fritos a cucharadas, cocidos luego con leche o vino blanco, y finalmente enriquecidos con azúcar y canela.

Gastronomía del concejo de Navia, Asturias

"Marmitacos"

Pescados y mariscos frescos, en forma de marmitacos, revueltos y calderetas, protagonizan su gastronomía más representativa. Las parrilladas de marisco, la lubina con verdura, el salpicón de marisco, las almejas a la marinera, la langosta con verdura, los pimientos rellenos de marisco, las cocochas de merluza con almejas, el cordero asado y, especialmente, la caldeirada son algunas de las especialidades más significativas de la buena cocina naviega. Es muy típica la «venera», una especie de tarta a base de almendra, huevo y azúcar. Y con la «venera», el requesón con miel.

Gastronomía del concejo de Vegadeo, Asturias

El río, la ría, el mar, la montaña y la huerta surten de excelentes materias primas a los fogones locales; el río proporciona truchas, salmones, angulas, lampreas, reos; la ría, berberechos, almejas, ostras...; el mar, una rica variedad de pescados; la montaña, carnes y caza. La sapiencia y el amor a la cocina hacen el resto, alcanzando logros altamente estimables:
 caldo, cabeza de cerdo o «cachola» con cachelos (patatas), potes de berzas, cordero asado, chuletones de ternera y de buey, lacón con grelos, callos con garbanzos, pulpo «a feira», salmón y angulas del Eo, truchas a la asturiana... y, como postres, requesón con miel, «cereixolos» o frisuelos, «filloas» de sangre, etc...

Gastronomía del concejo de Allande, Asturias

Su cocina emplea productos de calidad contrastada. Carnes de vacuno, de caza y de aves de corral (como el «pitu caleya» o pollo de aldea), embutidos, botillos, choscos, salazones, potes y fabadas son la mejor representación de la gastronomía allandesa de siempre, a la que últimamente se han incorporado —queriendo maridar pasado y presente— interesantes especialidades como la tortilla al ron, el repollo relleno de carne y el pastel de verduras. De los postres tradicionales destacan el arroz con leche, las natillas, los «frixuelos» (frisuelos), la tarta de avellana y el requesón. En licores, la fama del orujo o aguardiente traspasa sus fronteras.

Gastronomía del concejo de Ibias, Asturias

Como auténtica gastronomía autóctona destacan las "fichuelas" o " filloas" llamados a si a los fisuelos con sangre (ideales para acompañar con la miel de Ibias) , azúcar o solas. y que son únicas de la zona y que no se hacen en ningún sitio mas, siendo muy tradicionales en algunos pueblos como Sisterna. 


La cachola o cabeza de cerdo y las androllas son otras delicias culinarias a añadir al palto típico de la comarca: el caldo, que puede ser de nabizas o de berzas pero siempre acompañado del suculento compango. 
No debemos olvidarnos el degustar la carne de vacuno, así como los corderos y cabritos que se crían libremente en los montes del concejo. Tampoco debemos olvidar la caza (jabalís, rebecos) y las renombradas truchas del Ibias, a cuya captura andan en época cientos de pescadores de toda Asturias y Galicia. 

Para acompañar todo ello el vino, que siempre se produjo aquí en grandes cantidades aunque en los últimos tiempos haya remitido bastante su elaboración. Sin embargo, aún es posible contemplar emparrados sobre las calles de la mayoría de los pueblos, confiriéndoles un aspecto original que se traduce en un vino natural y fuerte, con distintos buquets según su lugar de origen. 

En los postres son obligados los freixos en Carnaval, el arroz con leche y , sobre todo, otra de las joyas gastronómicas del concejo: la miel de exquisito aroma y sabor. 

Como punto final el orujo casero obtenido aquí del bullo (poso de la uva) que se deja en la cuba mientras se hace el vino. Una vez destilado se consigue un orujo de gran calidad y excelente paladar

Gastronomía de Taramundi, Asturias  

Especial protagonismo culinario tiene el cerdo en Taramundi, concejo de abundante embutido y carne de ternera. Aquí se rinde culto a la buena mesa, que se mueve entre la reciedumbre y el conservadurismo del recetario rural tradicional y tímidas aperturas a la modernidad. De obligada recomendación son el característico caldo de la comarca, que lleva compango, «fabes», patatas, grelos y berzas; las truchas de sus ríos; los callos, con añadidos de chorizo, costilla y trozos de tripa; los embutidos; los guisos y asados de carnes de ternera... En definitiva, una carta rica y variada, en la que no faltan tres productos locales de justificada fama: el pan, la miel y los quesos, o un postre clásico: las «filloas» o frisuelos.
Reportajes Gastronomía en Asturias
La Gastronomía en AsturiasGastronomía de Asturias las cigalas, platos,,tapas, aperitivos, entrante de cigala etc.
Gastronomía de Asturias Los Quesos AsturianosGastronomía de Asturias los vinos de la tierra de Cangasfotos
Gastronomía de Asturias Pitu caleyafotosGastronomía de Asturias Pote de Berces, Fabada y Pote Asturiano
Los tesoros Gastronómicos AsturianosGastronomía de Asturias fotos de Quisquillas, angulas, percebes
Asturies y la sidrinaGastronomía de Asturias Llamionades confiteria postres 
Gastronomía de Asturias oricios, bigaros, llamparesGastronomía de Asturias Andariques Llocántaros Centollos Ñoclas Santiaguinos
Gastronomía de Asturias eventos en los pueblosPlatos y productos autoctonos y tipicos de Asturias
Media docena de platos para comer en AsturiasLa Gastronimía en Astuiras II
Recetas de llambionadas típicas de Asturias
Bizcocho de Asturias con Manzana sidra y canelaTarta de Sidra Asturiana
Enviar email

web: http://jenaroarturosuarezprendes.webs.tl         contador de visitas


pagina web gratis