Vergel de la Alcarria





La Ronda

RONDADORES

Quizás una de las tradiciones más longevas de nuestro pueblo, que ha llegado a nuestros días, sea la Ronda.

Esta tradición ha cambiado con el transcurso de los años, pero lo que sí sigue perdurando es la ilusión y la magia de esa noche. Seguramente no haya nadie en Aranzueque que no tenga en casa una guitarra o una bandurria o unas castañuelas o unos hierros y si lo hay, seguro, que en más de una ocasión se ha hecho con una botella de anís y una cuchara. Porque en Aranzueque, la Ronda se lleva en la sangre. La hemos "mamao", dicho coloquialmente y no se conciben unas fiestas sin su noche de Ronda.

Cada vez son más los jóvenes que se animan cada año con algún instrumento o se arrancan con alguna jota o seguidilla y eso nos emociona. Ver la ilusión por mantener viva esta tradición de tantos y tantos años de nuestro municipio, sabiendo que así, no se perderá jamás. Los que cada año participamos de ella, disfrutamos como niños. A mi, si me lo permiten, les diré que es, con diferencia, la noche que más me gusta del año. No importan el sueño, el cansancio o el frío. No importa que los dedos sangren o duelan, que las gargantas se desgarren. La Ronda... debe continuar.

Ya que me toca muy de cerca este apartado de la Ronda, les pido que me permitan recordar al rondador que marcó en mi la ilusión por esa noche tan mágica: Don Julián Salas. Tras mi primera noche completa rondando, hace ya muchos años, me dio las gracias y me animó a seguir y a no permitir que esta, nuestra Ronda, se perdiese en el olvido y así lo hice, lo hago y lo seguiré haciendo.

Muchos de los rondadores ya no están y merecen ser recordados, como no, pero me van a permitir que haga mi recuerdo a esta persona tan importante para mi. Ya no está con nosotros, pero aún así, desde que nos dejó, no hay Ronda en la que no me pare porque me parece escuchar su laúd o su voz cantando la seguidilla de "dos divisiones" que tanto nos hacía reír. Aún me parece oirle diciéndome: "qué "aire" le das a la bandurria, jodía". 

Querido Julián, este es mi pequeño homenaje a ti. Espero que hasta el lugar en el que te encuentras lleguen las notas de mi bandurria en las noches de Ronda y que disfrutes de ellas como lo hacía yo, de las notas de tu laúd.

 *********************

Noche de Ronda

- ¡A ver ese anís! Que hay un "cantaor" que "tie" la garganta seca- no aparece el botijo-. Han ido a llenarlo - comenta alguien -. Ya comienzan a hacer efecto los "tragos". De madrugada, junto al juego pelota hay dos acompañantes tumbados. Les arrulla la hierba y les cubre el manto del cielo, que a esas horas aparece gris plateado.

¡Qué bien saben las tortas y los bollos hechos de fiesta, al amparo de la voz, de las mujeres dentro del horno!, oigo sus risas al comentario jocoso, mientras el chinchón, pausadamente trago.

- ¡Aquí "aire"! que vive un antiguo rondador - solicita un experto tocador, ante el umbral de una romántica puerta cincelada a golpes de recios aires castellanos -alcarrenos -. Y aunque los dedos ya van doloridos, salen rasgueos y trinos con gracia y garra, hay que echar el resto:

La perdiz se coge al vuelo

y la liebre a la carrera.

Las niñas de quince a veinte

se cogen de otra manera 

Cantan los gallos, compañeros rondadores del alba, ya despuntan las primeras luces del sol que para esos días tanto deseamos. Hay un coro de gorriones, que por las tapias, las acacias y las higueras, van siguiendo nuestros sones.

Ya en la plaza, los efectos del calorcillo nos obliga a despojarnos de la prenda que, para abrigarnos nos pusimos al entrar en el relente por los majanos.

Hacemos el redondel de la plaza acompañados por un número más numeroso que, se ha formado con los más madrugadores, al pasar por sus casas se han ido uniendo a golpe de peine y brazada de agua. Todos preparados, tensos, comienza otra vez la jota:

Esta es la plaza, señores.

Esta es la plaza y no hay otra.

Donde se tira la barra

y juegan a la pelota

Somos, en este momento, como los toreros triunfadores en la plaza. La emoción nos embarga el sentido del oído y no nos deja escuchar nuestras guitarras, nos hemos hecho un solo cuerpo y una sola alma. De esta manera, en mi Aranzueque, la Ronda acaba.

Jotas del homenaje a los Antiguos Rondadores, creadas por Antonio Albacete López, para el acto en se les hizo la entrega de una placa conmemorativa, con la inscripción:

"Los Amigos de la Ronda" a don... como homenaje de admiración y cariño hacia la persona que ha sabido conservar y transmitir con honor "La Ronda", en nuestro pueblo.

EULALIO GÓMEZ MAURO

Con las llaves del toril

el tío Eulalio presumía

y bien lo podía hacer

por los toros que traía.

Dicen lenguas viperinas

y en todos la duda cabe

que el tío "Paleto" elegía

y él presumía de llave.

No es verdad tal testimonio

y os lo digo con orgullo

que es escogedor yerno y toros

y el tío Eulalio tuvo tino

GABINO CALVO LOECHES

Eso lo sabemos todos

y hasta los pueblos vecinos

saben que es la furia y juez

la garrota de Gabino.

El tío Gabino en la Ronda

pone ley con su garrota

y esa la aplica a aquel

que no canta bien la jota.

Con su borrica "Calambres"

presumía el tío Gabino

y cabalgando sobre ella

era el más feliz vecino.

FERMÍN FLORES GARCIPÉREZ

El tío Fermín y la Ronda

son como el carbón de encina

que cuanto más ardor tienen

más calientan la cocina.

Arde la Ronda en la puerta

del tío Fermín "El carbones"

y es que le echa leña al fuego

y corazón a montones.

Las urracas en el monte

tienen triste el corazón

porque ya no sube nunca

el tío Fermín al carbón.

JESÚS CORTÉS ALBA

Él prefiere que vayamos

a rondarle a algún hijo

no sea que los gorrones

le dejen seco el botijo.

Cortés eres de apellido

cortés para saludar

pero qué cortes me das

a invitarme a merendar.

Bromas aparte sabemos

que el tío Jesús en su casa

siempre tiene pan y vino

para todo aquel que pasa.

 

ÁNGEL GÓMEZ PÉREZ

Será a ti quien más conozcan

el turista y forastero

pues lo primero que quieren

conocer al panadero.

Con tus bromas y tu pan

nos llenabas de alegría

y hoy contentos aquí estamos

a rendirte pleitesía.

A Dios pedimos rogando

que nos de el pan cada día

y ahora le estamos cantando

al que mejor pan hacía.

NEMESIO GÓMEZ PÉREZ

El tío Nemesio ha tenido

un canario en su garganta

¿Qué le pasa a ese canario

que ahora está triste y no canta?

Y para que este cariño

le llegue hasta el corazón

al mejor "jotero viejo"

le dedico mi canción.

No importa, te recordamos

tal como tú ayer cantabas

que cuando abrías la boca

allí nadie rechistaba.

MARIANO SALAS SÁNCHEZ

Por no tener pelo tonto

"pelaete" te decían

que si los listos contaran

buena melena tendrías.

De pañuelo haces paloma

con las cartas filigranas

a traernos fantasía

a eso nadie te la gana

Canta el novio a su querida

y la chicharra al verano

y cualquier guitarra canta

en las manos de Mariano.

MÁXIMO LÓPEZ ZOFIO

No olvidemos a quienes fueron

y ahora no pueden cantar

la familia de "ronderos"

a nadie puede olvidar.

Levanta la voz amigo

y que suba con gran vuelo

que el tío "Morete" estará

escuchándola en el cielo

MATILDO LUCAS VALERO

Con alpiste bien se canta

eso lo sabe el jilguero

pero el tío Matildo fue

quien esto aprendió primero.

Dicen qué sería primero

si la canción o el porrón

el tío Matildo asegura

que fue el vino y la canción.

Canta quien quiere y quien sabe

y quien bebe alegre canta

y por eso el tío Matildo

canta porque "tie" garganta

 

 

 

ARANZUEQUE SOMOS TODOS

contador de visitas

pagina web gratis